El juego en la niñez nos permite relacionarnos con el mundo que nos rodea,
interactuar con otros seres humanos y comprender mejor a los demás.
El juego es riqueza en sí mismo,
nos enseña a enfrentarnos a la vida,
nos permite convivir, descansar,
conseguir metas y
mejorar nuestras relaciones humanas
como el dar y recibir amor.

10 septiembre 2009

Tigger.



4 comentarios:

Patricia dijo...

Hola Marina !! Que lindas tus cositas !! No sé como llegué hasta tu blog pero valió la pena...estos muñequitos al crochet me encantaron apenas los conocí en los blogs...los tuyos son re tiernos...colores, diseño y creatividad 10 puntos...Tengo una nena que los amaría !! Jaja !! Cariños...

mimundodelana dijo...

Marina te debuelvo la visita tu tambien tienes unos muñequitos bellisimos, di un paseo por tus dos blog.

Andrea dijo...

Hola Marina, como estas??, espero que muy bien, como te habrás dado cuenta he estado desaparecida de este mundo, pero no me he olvidado de que te prometí un biscornu, todo llega!!! tengo que felicitarte por tus muñecos, cada vez te salen mas lindos!!! Ely es un verdadero encanto!!!
Te mando un beso grande, buen fin de semana
Andrea

SUsana dijo...

Hola Marina:
Me encantó la entrada con los dichos de Fontanarrosa. Ahora visito tus amigurumis, preciosos animalitos.
Me pedís una dirección, exacta no tengo, pero podés buscar en San Temo, donde están los Recuerdos que se llevan los turistas.
Son dedales de colección, si te miran como a una loca, es normal, es un coleccionismo poco difundido.
Salu2,
SUsana